Efectos de la nicotina vaporizada

Efectos de la nicotina vaporizada

Hoy en día, prácticamente todos conocemos los efectos del tabaquismo en el cuerpo humano: cada cigarro tiene más de 4,800 sustancias químicas de las cuales más de 90 son tóxicas y cancerígenas. Sin embargo, se cree que la nicotina no provoca cáncer por lo que se utiliza para elaborar otro producto que se ha vuelto cada vez más popular en todo el mundo: los vapeadores o cigarrillos electrónicos.

La moda de los vapeadores va en aumento, y muchas personas tienen la firme convicción de que su nuevo hábito no les causa ningún padecimiento ya que es vapor lo que inhalan, pero, ¿qué tan cierto es esto? Hoy te contaremos cuáles son los efectos de la nicotina vaporizada, acompáñanos a leer.

Daños en el ADN

De acuerdo con investigaciones científicas, la nicotina daña el ADN y favorece el desarrollo de tumores potencialmente cancerígenos, pero también afecta la capacidad de autorreparación del organismo. Esto significa que las células tienen más probabilidades de mutar y desarrollar cáncer, además de reducir la respuesta del sistema inmunológico para combatir la enfermedad.

Los resultados de esta investigación ponen en evidencia que la nicotina, por sí misma, es cancerígena y que los cigarrillos electrónicos no son seguros, ni inofensivos, y que no pueden ser utilizados por cualquier persona sin consecuencias a la salud. Además, estos hallazgos han sido confirmados con estudios realizados en las ratas, quienes desarrollan los mismos padecimientos que los humanos estudiados.

Cabe destacar que durante los estudios se analizaron tanto los efectos de la nicotina vaporizada como de los solventes líquidos que usan los vapeadores, sin embargo los investigadores expusieron por separado a los ratones a la nicotina y a los solventes y se encontró que estos últimos no causan el mismo daño que la nicotina.

Adicción

Muchas personas piensan que los cigarrillos electrónicos son inofensivos porque utilizan vapor de agua con líquidos que ayudan a dejar de fumar. Sin embargo, la nicotina es un estimulante leve, muy similar a la cafeína, que tiene efectos a corto plazo en el cerebro: placer, aumento del ritmo cardíaco, mejora de la concentración y la memoria. Estas sensaciones son muy parecidos a las del cigarro; incluso, al consumir frecuentemente la nicotina, tiene el mismo efecto relajante que el tabaco.

Uno de los efectos de la nicotina vaporizada que resulta más interesante es la activación de neurotransmisores en el cerebro, que liberan componentes como la dopamina y su consecuente sensación de placer. Esto provoca que las personas aficionadas al vapeo comiencen dando caladas cortas y poco profundas a su cigarro electrónico, pero al poco tiempo den caladas más largas y profundas para sentirse más relajados.

Igual que otras adicciones relacionadas con la dopamina, ya que las personas asocian el consumo con sensaciones placenteras, suele provocar adicción. Y como el cuerpo se adapta rápidamente a la dopamina al estimular los receptores constantemente, en poco tiempo comienza a reducir el número de receptores y limitar la generación de dopamina, lo que se traduce en la necesidad de consumir más nicotina.

Al ser imposible conseguir el mismo efecto que al inicio del vapeo porque se desarrolla una tolerancia, las personas comienzan a necesitar consumir más, vapear con mayor frecuencia, usar más cantidad de nicotina en el líquido para vapear. Y si no satisfacen esa necesidad, aparece el síndrome de abstinencia por la falta de dopamina: agitación, ansiedad, falta de concentración, latidos irregulares del corazón, irritabilidad, entre otros.

Tal vez te interese leer: Adolescentes: más propensos a caer en el tabaquismo por imitación

¿El vapeo puede causar la muerte?

De acuerdo con los proveedores de líquidos para vapear, la dosis letal de nicotina se encuentra entre los 500 mg y 1000 mg, y un cigarrillo electrónico suele tener de alrededor de 18 mg en un inicio, y la recomendación es ir reduciendo su concentración con el tiempo, sin embargo, la realidad es que los usuarios son quienes deciden la cantidad de nicotina a usar por lo que es bastante probable que excedan las dosis recomendadas.

Daños a la salud

Además de incrementar el riesgo de padecer cáncer, la nicotina vaporizada tiene un alto impacto en el corazón ya que es un estimulante que acelera el ritmo cardiaco, reduce la sangre y oxígeno que llega al corazón y hace que trabaje a mayor velocidad. Si bien este efecto desaparece rápidamente, debes considerar que la nicotina daña el endotelio, capa fina de células que recubren el interior de los vasos sanguíneos, lo que incrementa el riesgo de enfermedades coronarias, obstrucción arterial, apoplejías, ataques cardíacos e hipertensión.

Además de los daños vasculares, los líquidos para vapear pueden provocar enfermedades pulmonares debido a que contienen sustancias como la glicerina vegetal o propilenglicol, las cuales se usan para producir niebla escénica o teatral, y que tienen impacto en los pulmones al provocar irritación de las vías respiratorias al vapear.

Por otro lado, la idea de que los vapeadores son inofensivos ha provocado que se crea que son una alternativa tan segura, que puede usarse durante el embarazo o por adolescentes que quieren unirse a la moda del vapeo. Sin embargo, se ha demostrado que la nicotina puede provocar nacimientos prematuros y el nacimiento de bebés con bajo peso, además de provocar daño al desarrollo cerebral de los adolescentes.
Otros síntomas frecuentes entre aficionados al vapeo son:

  • Tos crónica
  • Dificultad para respirar
  • Dolor en el pecho
  • Náusea, vómito o diarrea
  • Cansancio
  • Pérdida de peso

Conclusiones

Al ser un producto relativamente nuevo, los cigarros electrónicos y la nicotina vaporizada aún deben ser sometidos a más investigaciones para conocer sus efectos a largo plazo, pero las personas aficionadas a esta práctica deben estar conscientes de que no es una alternativa segura, ni inofensiva y que puede traerles consecuencias a su salud.

Si buscas una alternativa segura para dejar de fumar, en Abrahamson Center podemos ayudarte. Nuestro método Abrahamson ha comprobado su eficacia, con resultados duraderos y definitivos, que te devolverán la salud y calidad de vida al no depender de productos tóxicos para sentirte feliz.

Agenda tu cita a través de nuestro formulario de contacto y permítenos ayudarte a través del método Abrahamson.

Deja un comentario